Concepción de los relojes

Concepción de los relojes de lujo Piaget

En el taller de estudio y desarrollo, los ingenieros conciben el conjunto de componentes externos (cajas, esferas, brazaletes, hebillas y coronas) de los relojes en un diálogo constante con los relojeros y los diseñadores. Apoyándose en equipos informáticos de última generación, desarrollados especialmente para la Manufactura, estos expertos realizan múltiples simulaciones (rozamiento, desgaste, resistencia de los materiales…) con el fin de garantizar la fiabilidad de los relojes a largo plazo. La integración del conjunto de oficios es una gran ventaja para Piaget, pues privilegia la comunicación y la interactividad entre los diferentes oficios y savoir faire en condiciones óptimas de reactividad. Algunas labores se realizan con tecnologías digitales, mientras que otras siguen realizándose a mano por los artesanos. La caja de un reloj Piaget está destinada a reflejar la perfección del movimiento que alberga. Su fabricación sigue el camino de unas 60 operaciones de decorado y acabado que cuidan hasta el menor detalle, hasta el menor volumen. De la concepción a los acabados, los relojes de lujo Piaget son realizados en su totalidad en la Manufactura. Piaget desarrolla y hace evolucionar sus equipos, pero a la vez preserva los métodos ancestrales y sus propios secretos.

Sugerencias