La magia de la joyería

La leyenda de una de las más grandes instituciones de la relojería y la joyería revelada a través de prestigiosas creaciones engastadas en un despliegue de un savoir faire excepcional.

En una época en que el pasado es una fuente de inspiración cada vez más importante para la moda, resulta especialmente encantador redescubrir piezas únicas que han interpretado a la perfección el espíritu de su época. En un prinicipio, Piaget forjó su reputación en el campo de la relojería, pero más adelante rindió tributo a la feminidad con la creación de preciosas joyas hedonistas con diseños innovadores. Con el fin de ilustrar su rica historia, la Maison ha creado una exposición dedicada a la magia de la joyería, inaugurada a finales de abril en la Piaget Time Gallery en Ginebra, ubicada en la segunda planta de la boutique Piaget. La exposición viajará además a Hong Kong y Shanghái.

Audacia y creatividad

Joyas engastadas, relojes y accesorios juegan al escondite con las distintas épocas… Todas las piezas, tomadas de la histórica colección de Piaget, representan verdaderas maravillas creativas. Estos modelos, caracterizados por su estilo audaz que combina diseños y conceptos innovadores con el resplandor de diamantes, rubíes, zafiros y esmeraldas, revelan el alcance de la imaginación de Piaget y demuestran la habilidad de la Maison para captar el espíritu de la época. Las piezas presentadas en la exposición evocan una época estelar en la historia de la Maison y su inagotable creatividad, como lo demuestran un par de anteojos engastados con diamantes y esmeraldas, un par de dados engastados con rubíes y diamantes talla brillante, o más recientemente, los relojes Limelight Twice y Limelight Dancing Light, dos modelos que ponen en perspectiva todo el savoir faire de los artesanos que ejercen sus oficios en el seno de la Manufactura. Estas fascinantes creaciones sirven de hilo conductor a lo largo de la exposición, y representan un verdadero tesoro de deslumbrantes piezas de infinita variedad.

Elegancia y glamour

Uno de los elementos principales del estilo de la Maison ha sido siempre la búsqueda del ultraplano, especialmente en el campo de la relojería. Así, a partir de 1957 somos testigos de la creación del calibre 9P, con apenas 2 mm de grosor. Pero también presenciamos la creación de piezas de joyería que representan un verdadero hito. Yves Piaget, experto en piedras preciosas, estaba decidido a destacar la amplia variedad de savoir faire de la Maison en el ámbito de los relojes joya. Los diamantes que adornan las muñecas de las mujeres elegantes reflejan el trabajo del joyero. Desde los exquisitamente delicados modelos de los años 1960 hasta la asombrosa interpretación de la Alta Joyería en los años 1990, los modelos para señora personifican una elegancia muy chic y audaz. Los relojes para caballero también lucen las más hermosas gemas, para así ofrecerles a ellos su propia expresión de la más noble joyería. Las esferas en piedras duras como ónice, turquesa y ópalo representan el triunfo del color.

Alta Joyería – Alta Relojería

La excelencia es parte esencial de la historia de Piaget. Es la característica que guió a su fundador y a quienes le sucedieron en la cración de relojes cada vez más precisos y confiables. Y es también la fuerza que ha impulsado la evolución de la Maison en el ámbito de la Alta Joyería. Encuentros inesperados y originales entre la relojería y la joyería han dado origen a piezas asombrosas firmadas por Piaget, creaciones que combinan savoir faire y audacia para consagrar un virtuosismo único. La Manufactura puede hacer realidad los más extravagantes deseos, y la quintaesencia de su vocación como relojero y joyero se expresa a través de obras de arte excepcionales. Creadas con el mayor respeto a las más nobles tradiciones relojeras y joyeras, estas obras simbolizan los valores de Piaget: savoir faire y perfección técnica y estética. El excepcional savoir faire representado por el reloj de bolsillo con esfera en nácar y bisel engastado con diamantes y zafiros, así como un modelo con un excepcional engaste invisible de rubíes, ejemplifican a la perfección estos valores y tradiciones.

Savoir faire joyero

No se puede hablar de engaste de joyas sin mencionar a los artesanos que realizan este oficio. La joyería cuenta con una larga tradición que traza el camino del precioso arte cultivado por Piaget. Desde 1961, la Maison ha adquirido talleres especializados con el fin de controlar el proceso de producción en su totalidad. Para su centenario en 1974, la Maison inauguró los talleres Prodor, creados específicamente para agrupar la producción de cajas y brazaletes de reloj, el engastado de piedras y la creación de aderezos joyeros. Como un escultor con sus materiales, los engastadores utilizan herramientas que han sido transmitidas a través de los siglos para realizar sus obras. Calculan con precisión el emplazamiento de las piedras y cuántas de ellas engastarán en el modelo que les ha sido asignado. Hacen cortes, liberan el grano y fijan la piedra en el metal para revelar su brillo natural y destacar su perfección. Día tras día, esta técnica tradicional se aplica a modelos exclusivos y a veces únicos.

Las obras más hermosas reflejan el momento y sin embargo permanencen intrínsicamente intemporales. Este es el verdadero mensaje de la exposición “La magia de la joyería”. Fiel a su propósito de presentar una retrospectiva histórica, la exposición está diseñada como un recorrido a través del tiempo cuyo paso no afecta los modelos presentados. Y la magia continúa...

30.04.12 Eventos institucionales