360box-openbubblechevron-downchevron-leftchevron-rightchevron-upCircumferenceclosecredit-cardsellipsisfacebookfiltersgeolocationgoheartHeightinstagramjewelryLinkedinmagnifying-glassmailmenuminuspdfphonepluspointer-downpointer-upreturnshareshopping-bagSpeakerstorestwitteruserwatchesWechatweiboWidthYoukuyoutube
¡Tu navegador está anticuado!

ctualiza tu navegador para ver esta página correctamente. Actualizar mi navegador ahora

×

Maison Piaget

Maison Piaget

ULTRAPLANO

LA ESTÉTICA DE LA PUREZA

El reloj ultraplano es parte fundamental de la cultura y la historia de la Maison. En los años cincuenta Piaget se planteó el desafío de crear un movimiento revolucionario con un grosor ínfimo insólito. El resultado fue el 9P, movimiento que presentó en Ginebra en 1957. Con tan solo 2 mm de grosor, este calibre se ganó el reconocimiento unánime de su época por la elegancia de sus formas, su rendimiento y su fiabilidad excepcionales.

A lo largo de las seis décadas siguientes, la Maison ha seguido creando calibres ultraplanos cada vez más innovadores dentro del marco de su colección de relojes Altiplano: entre otros, cabe citar las piezas de cuerda manual y automática, aquellas con complicaciones de cronógrafo y tourbillon.

Para albergar estos revolucionarios calibres, hace tiempo que la Maison se ha decantado por utilizar únicamente los materiales más nobles: el oro y el platino. Piaget ha fabricado en estos mismos metales la caja Altiplano, de una distinción atemporal y una elegancia únicas. La delicadeza estética de este modelo se ve reforzada por una gran esfera de proporciones elegantemente equilibradas. De aparente sencillez, muestra una sutil alternancia entre marcadores finos simples y dobles. Las agujas están en perfecta armonía con el minimalismo que caracteriza al conjunto.

Reconocido por su ergonomía exquisita, el reloj ultraplano Piaget ha ejercido siempre, gracias a su aspecto depurado, una atracción irresistible para los amantes del estilo desprovisto de todo detalle superfluo. Este sentimiento cobró aún más fuerza cuando el actor francés Alain Delon, convertido en el icono de toda una generación por su elegante estilo, lo adoptó a principios de los años 1960. El estilo del Altiplano no pasa de moda, como nos demuestra el embajador internacional de Piaget Ryan Reynolds, que luce este modelo en la muñeca.

reloj con movimiento ultraplano Piaget Altiplano
Facebook Twitter Google Plus Pinterest

(default title)